Los Demonios más poderosos según la Iglesia Satánica

Autor:CinedeTerror

image

Asmodeus : También conocido como Asmodeo, es un demonio del canon católico, nombrado también en el Talmud y distintos tratados de demonología. Está directamente asociado a los excesos carnales, la sensualidad y la lujuria, especialmente con lo relacionado con estados orgiásticos.

Astaroth: Célebremente conocido como el “gran duque del Infierno”, su casta comparte estatus con la primera jerarquía demoníaca, que involucra a los poderosos Belcebú y Lucifer. Es un demonio seductor, que persuade principalmente por medio de la pereza, la vanidad y las filosofías racionalistas.

Azazel: Es líder de aquellos ángeles caídos que fornicaron con mujeres mortales y dieron a luz una raza de gigantes, conocida como Nephilim. Enseñó a los hombres cómo fabricar armas de guerra y a las mujeres el ocultismo y el uso de cosméticos.

Balaam: Es un personaje bíblico y profeta de la religión de Mesopotamia. En su concepción hebrea, es un demonio directamente relacionado con la avaricia y la codicia, de alto poder y maldad ejemplar.

Behemot: También conocido como Bégimo, este demonio de origen hebreo y características metamórficas, es sumamente poderoso y capaz de adoptar la forma de una bestia, como un elefante monstruoso, aunque muchos lo relacionan con un hipopótamo.

Beelzebub: Más conocido como Belcebú, su nombre deriva etimológicamente de " Ba’al Zvuv ", que significa “El Señor de las Moscas”. Es nada menos que el Príncipe de los demonios, según la tradición cristiana, y adopta múltiples nombres, dependiendo de las diferentes manifestaciones de su maldad.

Cimeries: También conocido con el nombre de Cimejes, este demonio es un marqués del infierno, descrito como un guerrero enorme, montado a un caballo negro y escoltado por 20 legiones demoníacas. Es además el gobernante de todos los espíritus africanos

Damballa:Esta deidad demoníaca y primitiva, deriva de los orígenes del vudú africano. Se mueve lenta y sigilosamente, pero es capaz de realizar movimientos repentinos y extremadamente veloces. Se especula con que la palabra “zombi” deriva de la palabra “nzambi”, referida a este demonio.
image

Mormo: Es un demonio derivado de un espíritu de la antigua cultura griega, que castigaba a los niños malos. Además, era consorte de Hécate, la diosa griega del inframundo y la brujería.

Bilis: Es un antiquísimo demonio, constantemente al acecho de las almas de aquellos hombres que practican una sexualidad libre. También es representación del elemento Tierra y se complementa con la tríada Satanás , Lucifer y Leviatán .

Satanás: Es una figura que aparece en los textos de las religiones abrahámicas que trae el mal y la tentación, y es conocido como el embaucador que conduce a la humanidad por el mal camino. Algunos grupos religiosos enseñan que se originó como un ángel que cayó en desgracia con Dios, seduciendo a la humanidad en los caminos del pecado, y quien tiene el poder en el mundo caído. En el Tanaj judío y la Biblia cristiana, Satanás es principalmente un acusador y adversario, una entidad decididamente malévola, también llamada el diablo, que posee cualidades malignas.

Lucifer: Puede resumirse que Lucifer era un ángel muy hermoso que por soberbia se rebeló contra Dios, queriendo ser como Él, y fue denigrado como castigo, junto con el ejército de ángeles rebeldes que arrastró consigo, siendo desde ese momento reconocido como un Ángel caído.

Leviatán: En la demonología medieval, un Leviatán es un demonio acuático que intenta poseer a las personas, siendo estas difíciles de exorcizar.

Abaddon: Abaddon era el arcangel de la justicia creado por Dios para erradicar los pecados de los demonios pero todo cambio cuando un día observo a los humanos y se dio cuenta de los miles de pecados que cometían cada día. Esto fue devastador para el ya que como el ángel de la justicia no podía quedarse mirando así sin a ser nada al respeto, decidió ir a hablar con Dios y el arcángel Miguel para que estos dos le dieran el permiso para bajar a la tierra y castigar a los impuros, Dios le negó la petición explicándole que es naturaleza de la humanidad cometer pecados y que no podría nadie cambiar eso.

Abaddon fue carbonizando en fuego a cada pecador que se encontraba en medio, Miguel vio esta masacre y de inmediato bajo a la tierra para detener a Abaddon, cuando este llego se encontró con muchas personas muertas ardiendo en el suelo niños, ancianos, hombres y mujeres, Abaddon no tuvo piedad. Miguel se dio cuenta que aquel arcángel bueno y defensor de la justicia había muerto, Miguel y Abaddon se enfrentaron en un duro combate, entre lágrimas en los ojos Miguel lo derroto y por orden de Dios este fue expulsado y encadenado a lo más profundo del infierno.

Fuente